Notas de prensa

Araceli Martínez destaca el papel de empresas y administraciones para conseguir la igualdad laboral real de mujeres y hombres

Guadalajara, 21 de octubre de 2016.- La directora del instituto de la Mujer, Araceli Martínez, ha declarado esta mañana que si las mujeres “somos el 50% de la ciudadanía y representamos el mismo tanto por ciento de las capacidades y talentos que la sociedad tiene, hemos de preguntarnos por qué no accedemos a determinados puestos en las empresas”. La responsable del Instituto de la Mujer de Castilla-La Mancha hacía esta reflexión esta mañana en la inauguración de un curso sobre elaboración de Planes de Igualdad en las empresas, organizado por Fedepe en Guadalajara, donde ha hecho hincapié en la necesaria implicación de las administraciones públicas y las instituciones privadas para corregir esta situación.
 
“No basta con un discurso formal, son necesarias medidas concretas y el instrumento por excelencia es el Plan de Igualdad”, ha explicado Araceli Martínez, que ha recordado la necesidad de hacer una valoración real de cómo se encuentran las empresas y la distribución de trabajos y responsabilidades en las mismas.  “Con esos planes de igualdad podemos, detectando las debilidades, ir trazando medidas necesarias para conseguir un equilibrio más justo dentro de las empresas”, ha indicado Martínez.
 
Empresariado de la provincia de Guadalajara ha participado esta mañana en este curso en el que han podido conocer las medidas que desde el Gobierno regional se ponen en marcha para promover la igualdad de género efectiva en el mundo laboral. Entre esas medidas se encuentra la ayuda en la elaboración de Planes de Igualdad en aquellas empresas que cuentan con plantillas inferiores a los 250 trabajadores, que es la cifra que marca la Ley por encima de la cual se exigen dichos planes.
 
En este sentido, la Junta tiene una línea de subvenciones específica de ayudas a estas pequeñas y medianas empresas. Este año, como novedad, se ha reducido el número mínimo de la plantilla exigida para poder acogerse a estas subvenciones, pasando de 54 a 25. Además la convocatoria se ha extendido a otras entidades sin ánimo de lucro y a entidades locales. Araceli Martínez ha explicado que “creemos que atendiendo a ese tercer sector y a entidades locales cubrimos un importante espacio en el que son aplicables los Planes de Igualdad”.
 
Además, desde el Gobierno regional se mantiene abierta una convocatoria anual de distinciones a empresas que han de cumplir una serie de parámetros muy estrictos en este sentido. En esta misma línea de trabajo, la directora del Instituto de la Mujer ha explicado al empresariado que también, hace menos de un mes, se ha firmado un convenio con la Inspección de trabajo y Seguridad Social, autoridad competente para intervenir cuando se producen casos de acoso o discriminación en el ámbito de las empresas. La intención es trabajar también en colaboración con los centros de la Mujer de la región, siempre con la apuesta de avanzar conjuntamente en la corrección de las desigualdades que se producen en el ámbito del mundo laboral.
 
Otra de las necesarias actuaciones pasa, a juicio de Araceli Martínez, por planes de conciliación que no vayan dirigidos exclusivamente al ámbito de la mujer, sino que incidan en la corresponsabilidad entre mujeres y hombres.
 
En la inauguración del curso, que se desarrolla en el Centro de Nuevas Empresas, también ha participado el presidente de CEOE de Guadalajara, Agustín de Grandes.