Notas de prensa

El Gobierno regional premia el compromiso de los agricultores que compatibilizan su actividad con la preservación del medio ambiente

La Guardia (Toledo), 9 de noviembre de 2018.- El Gobierno de Castilla-La Mancha ha hecho posible el desarrollo de la actividad de los agricultores con la protección del medio ambiente a través de las ayudas contempladas en la submedida 12.1 del Plan de Desarrollo Rural, tras la aprobación, en esta legislatura, de los Planes de Gestión de las Zonas de Especial Protección Aves (ZEPA).
 
Esto ha permitido poner a disposición de un millar de profesionales, que voluntariamente han querido acogerse a la misma con un compromiso a cinco años, un total de 40 millones de euros en ayudas de las cuales ya se ha procedido a realizar el abono de la primera anualidad.
 
El consejero de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, ha mantenido en la jornada de hoy un encuentro, en el centro social del municipio toledano de La Guardia, con los cerca de 200 agricultores que de forma voluntaria han adquirido estos compromisos adicionales en esta localidad, los cuales reciben 208,2 euros por hectárea, lo que “implica multiplicar por dos los ingresos de una explotación de herbáceos de secano en La Guardia y municipios de alrededor”.
 
En total, en La Guardia, ha explicado existen alrededor de 7.000 hectáreas incluidas en la ZEPA Área Esteparia de la Mancha Norte, y el 70 por ciento de esta superficie se encuentra acogida a la submedida 12.1 de pagos compensatorios por zonas agrícolas de la Red Natura 2000 en el marco del Programa de Desarrollo Rural para Castilla-La Mancha 2014-2020, lo que supone una cuantía de más de cinco millones de euros en cinco años para los agricultores que compatibilizan sus prácticas agrícolas, con el rendimiento de sus explotaciones y la preservación del medio ambiente.
 
Según ha expresado Martínez Arroyo, desde el Gobierno regional se ha conseguido mejorar la vida de agricultores “de forma muy clara”, y ha agradecido al alcalde de La Guardia, Francisco Javier Pasamontes y a Domingo Pérez, como representante de los agricultores y el primero en acogerse a la medida, haber ido de la mano con el Ejecutivo y la Consejería en este asunto ya que “los proyectos colectivos”, como es éste, necesitan de personas “que tiren del carro y que hagan pueblo y hagan rentables las explotaciones de los agricultores”.
 
El Gobierno ha incrementado en casi diez millones de euros las ayudas
 
Fue en marzo de este año cuando desde el Gobierno de Castilla-La Mancha se establecieron las bases reguladoras para la concesión directa de subvenciones para la submedida 12.1 de pagos compensatorios por zonas agrícolas de la Red Natura 2000 en el marco del Programa de Desarrollo Rural para Castilla-La Mancha 2014-2020.
 
De esta forma, el Gobierno regional incrementaba las ayudas para los agricultores que se acogieran de forma voluntaria a la misma, ampliándolas en casi millones de euros en la línea de ayudas para los agricultores de herbáceos de secano en ZEPA, lo que ha propiciado una subvención de 208,2 euros por hectárea al año, que supone “duplicar”, como ha reiterado Martínez Arroyo, “la renta de los agricultores de secano de estas áreas, demostrando el compromiso del Gobierno regional con la compatibilidad de la agricultura y el medio ambiente”.