Tomelloso

Finaliza el periodo de pruebas de la nueva Estación de Filtrado de agua, con excelentes resultados

La alcaldesa de Tomelloso, Inmaculada Jiménez y el alcalde de Argamasilla, Pedro Ángel Jiménez, han visitado este martes las instalaciones que ya están permitiendo la llegada a la ciudad de agua filtrada, tratada y de mejor calidad

 

La puesta en marcha de la nueva Estación de Filtrado y Tratamiento de Agua de Tomelloso, que ha estado funcionando en periodo de pruebas durante los tres últimos meses, está dando unos excelentes resultados que, desde hace dos meses son fácilmente constatables en la calidad del agua que llega a la ciudad, ahora filtrada, tratada con nuevos procesos y de mejor calidad.

Los filtros instalados han estado funcionando con normalidad durante estos dos meses sin necesidad de hacer ajustes posteriores. Así lo han podido comprobar este martes los alcaldes de Tomelloso y Argamasilla de Alba, Inmaculada Jiménez y Pedro Ángel Jiménez, respectivamente, que junto con el concejal de Obras y Urbanismo, del ayuntamiento tomellosero, José Ángel López y técnicos del área municipal de Medio Ambiente, han visitado las nuevas instalaciones, ubicadas junto a los depósitos de Santa María.

La nueva planta, ha explicado López, permite desarrollar procesos de filtración, precloración y post-cloración y coagulación, consiguiendo mejorar los parámetros de calidad del agua que llega a los domicilios de la localidad y en un futuro, también a los de Argamasilla de Alba, cuyos responsables municipales y técnicos están ya trabajando con los de Tomelloso para poder incorporarse y disfrutar de las ventajas de esta nueva instalación.

Desde hace dos meses, el agua se está filtrando, lo que permite eliminar todas las partículas en suspensión, dejándola lo más pura posible y se ha pasado de un proceso de clorado a dos, añadiendo a la post-cloración que se venía aplicando, un tratamiento de precloración, con el que se ha conseguido eliminar parte del olor y sabor a cloro que en ocasiones presentaba el agua.

El tercer proceso que permite realizar la nueva planta es el de coagulación, que consiste en añadir un producto químico que hace que todas las partículas pequeñas se aglutinen formando coágulos, de forma que es más fácil eliminarlas de los filtros donde se acumulan, evitando que lleguen a las tuberías de agua de la ciudad. Los vecinos se van a ver así doblemente beneficiados porque, además de tener un agua de mejor calidad para su consumo, se eliminan los problemas de obstrucción en filtros de calderas y electrodomésticos como lavadoras o lavavajillas, que obligaban a reparaciones o limpiezas frecuentes.

Aunque la calidad del agua ha aumentado mucho, la nueva instalación permite aún un amplio margen de mejora en caso de que se vuelvan a producir episodios como el sufrido hace meses, como consecuencia de una plaga de algas en el Pantano e Peñarroya, de donde procede el agua que abastece a Tomelloso y Argamasilla de Alba.

Así por ejemplo, ha explicado el concejal, en caso de que el agua que llega del pantano lo hiciera con peor calidad que en estos momentos, se podrían incrementar las dosis del producto que se utiliza para la coagulación, puesto que la cantidad utilizada ahora no es ni el 10% de lo que se podría aportar. Además se podría aumentar la frecuencia de limpieza diaria de filtros puesto que de los ocho que hay, ahora mismo solo es necesario limpiar dos cada día, uno por la mañana y otro por la tarde. Si la suciedad acumulada fuera mayor se podrían incorporar más filtros a la limpieza diaria.

También se ha ganado, ha incidido José Ángel López, en lo que se conoce como “soberanía alimentaria”, que es la autonomía e independencia de actuación que ganan los ayuntamientos de Tomelloso y Argamasilla ante un empeoramiento de la calidad del agua que llega del pantano, porque con el margen de trabajo que aún permite la nueva planta, siempre habrá posibilidad de tratarla. “Si el agua que llega de Peñarroya es buena, la que sale hacia la ciudad es buena, pero si la que llega es mala, la que salga seguirá siendo buena”.

Otra ventaja de la nueva instalación es que está totalmente automatizada y preparada para funcionar totalmente en remoto, permitiendo el acceso a datos, en tiempo real desde un dispositivo móvil, gracias a la tecnología utilizada.

La planta ha sido costeada por el Ayuntamiento de Tomelloso al que Argamasilla de Alba tendrá que pagar la parte proporcional de las obras, en función del número de habitantes, cuando se incorpore a su uso, algo en lo que ambos consistorios ya están trabajando para la firma de un convenio.

Desde el Ayuntamiento de Tomelloso se está además trabajando con Aqualia, empresa concesionaria del servicio de aguade la localidad para que asuma, dentro del contrato que ya tiene, la conservación, mantenimiento y explotación de esta nueva planta de tratamiento.

 

VER VÍDEO:   https://youtu.be/C0g9LDTElLk

 

 

Noticia de Web del Ayuntamiento de Tomelloso