Cuenca

La rotura del principal colector de agua de la ciudad implicará una obra de “gran envergadura”.

Será tramitada de urgencia en la próxima JGL y deberá ejecutarla una empresa especializada en trabajos de pocería y con maquinaria específica, al tener que actuar a 18 metros de profundidad, con un coste que podría alcanzar los dos millones de euros y tener una duración en torno al año.

Noticia de Web del Ayuntamiento de Cuenca