Toledo

El Gobierno local considera “un insulto a la inteligencia” y una “maniobra de distracción” el ataque de la CHT a Toledo

El portavoz del Gobierno Local, José Pablo Sabrido, ha rechazado el “manoseo político” de las instituciones “que sólo conducen al desprestigio de las mismas”, y ha afirmado que las manifestaciones de los responsables de la Delegación del Gobierno y de la Confederación Hidrográfica del Tajo son “una maniobra de distracción” y “un insulto a la inteligencia” porque pretenden hacer creer que el río circula “hacia arriba”.

Durante la habitual rueda de prensa en la que ha informado de los acuerdos de la Junta de Gobierno Local, en la que se ha dado el visto bueno a la puesta en conocimiento de la Fiscalía de la situación del Tajo, Sabrido ha señalado que la ciudad de Toledo no va a ceder en su defensa del río a pesar de la política de “amedrentamiento” de la CHT y de la Delegación del Gobierno.

El portavoz ha denunciado que, “saltándose cualquier tipo de procedimiento administrativo, pretenden inculpar a la ciudad de Toledo, no sabemos en base a qué, para amedrantar a la ciudad de Toledo; pero no lo van a conseguir y están equivocados si piensan así porque sabemos que el Tajo sufre una situación lamentable por un política hidráulica que conduce a que el río esté muerto desde hace años”.

Desde el equipo de Gobierno, “nos hemos propuesto colaborar en revertir esta situación”, ha señalado el portavoz, quien ha precisado que no se puede justificar que “espumas que se han detectado en el río a su paso por Aranjuez tuvieran su origen en Toledo”. En opinión de Sabrido, que ha comparecido junto a la concejal de Medio Ambiente, Noelia de la Cruz, y Carlos Triviño, jefe de la Adjuntía de Medio ambiente, “no vamos tolerar que pretendan culpabilizar a los toledanos de algo que estamos padeciendo”.

Políticas trasvasistas

Por su parte, Noelia de la Cruz ha apuntado al fin de las políticas trasvasistas como una prioridad para recuperar el nivel de calidad de las aguas del Tajo “para garantizar la regeneración natural del caudal y sus riveras”.

En cuanto a las incidencias registradas en el Aserradero y en la depuradora del Polígono, la concejal de Medio Ambiente ha explicado que el arreglo del colector está más próxima y se está a la espera de que la empresa Acuaes, dependiente del Ministerio de Medio Ambiente, culmine los trabajos para que la infraestructura pueda ser recepcionada por el Consistorio.

De la Cruz ha precisado que el Ayuntamiento “no ha recibido ninguna notificación al respecto” por lo que desconoce los incumplimientos que se le atribuyen en la depuradora, pero que, en cualquier caso, por sí solo no explicaría la aparición de espumas en el río.

Carlos Triviño ha explicado a este respecto que si bien se han podido producir alteraciones en los niveles de diferentes parámetros, esto “no justificaría un desorden atípico de proliferación de espumas”, al tiempo que echa en falta una explicación sobre las variaciones de amonio registradas aguas arriba de Toledo, reconociendo un mal funcionamiento del colector del Aserradero que está en vías de solución.

Noelia de la Cruz ha destacado que en el Aserradero “se va a solucionar un problema histórico” y se ha preguntado si la CHT ha tenido el mismo tratamiento con el resto de municipios ribereños porque la Confederación “es la responsable de todo el cauce del río, desde que nace hasta que desemboca”. A este respecto, Sabrido ha indicado que el informe de la CHT “tendría más credibilidad” si recogiera análisis de otras estaciones aguas arriba de Toledo.

Denuncia a la Fiscalía

En este contexto, José Pablo Sabrido ha anunciado que la Junta de Gobierno, en cumplimiento de un acuerdo del Pacto de Toledo por el Tajo, ha acordado poner en conocimiento de la Ministerio Público la situación en que se encuentra el río “para que evalúe el daño y estudie si hubiera responsables, en su caso, no de un suceso puntual, sino de un hecho continuo en el tiempo”.

Noticia de Web del Ayuntamiento de Toledo