Notas de prensa

El Gobierno regional lamenta que el Ejecutivo de Rajoy en funciones pretenda “obstaculizar” la recuperación de servicios públicos con un “recurso político”

Ciudad Real, 16 de septiembre de 2016.- El director general de Función Pública, José Narváez, ha lamentado hoy el “recurso político” que pretender interponer el Ejecutivo central en funciones contra la Oferta de Empleo Público para personal estatutario, el cual se encuentra en la línea del PP de “obstaculizar” la recuperación de los servicios públicos del Gobierno de Emiliano García-Page. 
 
A preguntas de los periodistas Narváez ha destacado que con este recurso contencioso-administrativo el Gobierno de Rajoy pretende reducir en 349 las 669 plazas a las que asciende la Oferta de Empleo Público para sanidad aprobada el pasado mes de junio.
 
Ante esta situación, el director general de Función Pública ha adelantado que la próxima semana se celebrará una mesa sectorial del Sescam “para explicarles a los sindicatos el fondo del asunto, decirles que vamos a poner todos los medios para conseguir ganar el recurso y ofrecerles la colaboración de nuestro gabinete jurídico y los suyos para actuar como hicimos con la jornada de las 35 horas semanales, otro de los obstáculos del Gobierno en funciones” a la gestión del Ejecutivo castellano-manchego.
 
Narváez ha resaltado que la discrepancia que plantea el Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas se trata de “una cuestión muy técnica sobre la tasa de reposición del Sescam”.
 
En este sentido, el responsable de Función Pública ha explicado que “los profesionales que se van en concurso de traslados a otras Comunidades Autónomas y que pierden toda relación con el Sescam no tienen reserva de plaza, es como si se hubieran jubilado”. Por lo tanto, lo que ha hecho el Gobierno de Castilla-La Mancha es incluirlos “en la tasa de reposición como han hecho otras Comunidades Autónomas”.
 
Narváez ha subrayado que si finalmente este recurso se presenta el Gobierno regional se defenderá “con la Ley en la mano para preservar la estabilidad en el empleo de los profesionales”, ya que se podría llegar “al absurdo de que si esa tasa no se recupera el Sescam se podría llegar a quedar sin la posibilidad de tener empleados fijos debido a los que se van a otros servicios de salud ejerciendo su derecho”.