Notas de prensa

El presidente García-Page se compromete a que la región lidere en la próxima legislatura los estándares en educación, sanidad y dependencia

Lezuza (Albacete), 4 de marzo de 2019.- El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, se ha comprometido este lunes a poner en marcha las políticas necesarias para que, a lo largo de la próxima legislatura, la región pueda llegar a encabezar los estándares nacionales en materia de educación, sanidad y dependencia.
 
Así lo ha avanzado el jefe del Ejecutivo autonómico durante la inauguración de la nueva residencia de mayores de Lezuza (Albacete); un acto en el que ha estado acompañado, entre otros, por la consejera de Bienestar Social, Aurelia Sánchez; el presidente de la Diputación provincial de Albacete, Santiago Cabañero; y el alcalde de la localidad, Alfonso Avendaño.
 
El presidente García-Page ha hecho hincapié en la importancia de que Castilla-La Mancha siga impulsando en los próximos cuatro años medidas a favor de la mejora de los sistemas educativo y sanitario regionales así como a favor de las personas más vulnerables, hasta liderar el desarrollo de estas políticas en el conjunto de las autonomías; un objetivo que el presidente regional ha bautizado como ‘El Compromiso de Lezuza’.
 
“No quiero ganar en ruido, decibelios o voces”, ha recalcado García-Page, sino en que Castilla-La Mancha “sea la que mejor atiende a dependientes o mayores” o la que atiende más rápido “un infarto” o la que hace con mayor celeridad “una radiografía”.
 
Como ejemplo del compromiso del Gobierno regional con la atención a estos colectivos, el presidente regional se ha referido a la propia residencia de mayores de Lezuza, una infraestructura que no se habría materializado, ha incidido, “si atendiéramos a lo que dice Bruselas” o “a lo que dice el Gobierno de España”.
 
En este sentido, el presidente regional ha asegurado sentirse “contento de gestionar unos servicios sociales que van a ser modélicos” en el futuro para el conjunto de España y que ya, a día de hoy, despuntan en asuntos como la atención a mayores, personas con discapacidad o atención temprana.
 
“Hemos recuperado y hemos cumplido con los mayores, con el empleo, con la sanidad, y con la educación”, ha celebrado el jefe del Ejecutivo autonómico quien, al mismo tiempo, ha advertido que, a pesar de los avances cosechados, “queda mucho por hacer”.
 
Una labor, ha insistido, que podría truncarse, ya que, “con la crisis económica, hemos de aprender que nada de lo que hemos hecho es para siempre”, ya que “puede venir alguien que se lo cargue y que eche marcha atrás”.
 
En este sentido, se ha referido a la recuperación de servicios como los descuentos de hasta el 50 por ciento en el transporte de viajeros por carretera del que disfrutan los más de 380.000 mayores de 65 años de Castilla-La Mancha desde finales de 2018, la ampliación de la red residencial de mayores o las 10.000 plazas del programa de Turismo Social que se han recuperado en 2019.
 
Contra la gente utiliza “los micrófonos para hacer machismo”
 
Por último, el presidente regional ha lamentado los posicionamientos contra la igualdad entre mujeres y hombres que forman parte del ideario de algunas fuerzas políticas, coincidiendo con la semana en que se celebra el Día Mundial de la Mujer.
 
“Os tenéis que mover en esta semana más que en ninguna otra”, ha exhortado García-Page, quien ha calificado de “obscenidad” el comportamiento de “gente que hoy utiliza los micrófonos para hacer machismo”; situación, que ha asegurado, le preocupa y ante la que se ha posicionado en contra.
 
En este sentido, ha valorado el peso que la incorporación al mercado laboral de España de 7 millones de mujeres durante la democracia, ha jugado en el progreso y desarrollo del país a lo largo de estas cuatro décadas.